-->

sábado, 3 de agosto de 2013

Lactancia

2



Esta semana se celebra la semana mundial de la lactancia materna, promoviéndose un carnaval de blogs desde http://www.maternidadcontinuum.com. A ver si inserto bien el código para que aparezca la entrada en el listado que ya lleva más de 100 entradas!!

Mi doble experiencia ha sido muy sencilla y facilona, así que carece de interés. Tengo dos hijos y para mí la lactancia ha sido lo normal tras el nacimiento y salvo obstrucciones los primeros días (solventados a base de masajes, paños calientes y extracciones) no he tenido ninguna dificultad. Hace ya un año que acabó la lactancia de mi hijo menor. En los dos casos, el destete fue como una llama que se va apagando, llegando un día en el que te das cuenta de que tus hijos hace tiempo que no te piden teta, que no maman. Así que recupero la entrada que hice hace un par de años,  que me ha hecho sonreir de nuevo al recordar las frases de mi peque cuando contaba con dos años y medio más o menos:

Me gustaría dar el punto de vista de uno de mis hijos, Teo. Porque claro, cuando uno da el pecho a un ser que ya emite frases, obtiene su punto de vista particular. Según el día, te comenta que de las tetas está saliendo batido de fresa, o leche calentita, o leche fresquita. Opina además que las tetas de su papi están mal, porque no tienen ni leche ni batido.

Un día, como mago que es, se sentó en mi barriga y con un pie me tapó un pecho y comenzó a vociferar "abacadaba, pata de caba... que aparezca la teta de la mami... tachán!!!" quitó el pie y tachán! apareció mi teta. Toda una proeza.

Muchos días me pregunta si su amigo H, o su amigo G. toman el pecho de sus mamás. Y ahí sí me siento algo outsider, fuera de sitio, porque en mi entorno diario creo que casi se consideraría una aberración o algo así el que con su edad siga tomando el pecho. Y ahí veo genial que se celebren esta semanas de la lactancia, como apoyo a algo que es natural y normal y que en algún momento se convirtió en algo extraño. Se ha trabajado mucho en el fomento de la lactancia y ya en los anuncios se oye hablar de "hasta los seis meses", pero resulta que la lactancia puede dar mucho más de sí. Que hasta los seis meses es en exclusiva y a partir de ahí se complementa con otros alimentos hasta que progresivamente los otros alimentos son lo mayoritario y el pecho es complementario, pero no menos importante.  ¿Hasta cuándo? pues en nuestro caso, hasta que uno de los dos diga basta. 

----------------------------------------------

Y ahora que ya es una etapa finalizada, me doy cuenta de las pocas fotos que tengo de esos momentos, qué pena. Madres amamantadoras,¡haceros fotos, pedid que os las hagan durante toda la lactancia!!! He rescatado algunas y veo que todas son de bebés... Más allá de los seis meses no tengo nada, aunque siguieron mamando. 









2 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada