Ir al contenido principal

Mimos

Meninheira me envió unos mimos y luego tuvo que explicarme algo de "etiqueta social" en esto de los blogs. A ver si lo hago bien, sino, me lo dices, meni, que ya sabes que me gusta hacer las cosas bien. Ella contestaba unas preguntas y luego nombraba blogs que consideraba que fomentaban la unidad y la armonía. Ahí me siento muy agradecida por haber sido una de las nombradas, de verdad. Supongo que no es de recibo que yo ahora le diga que su blog también fomenta esas cosas, aunque creo que es cierto, me gusta mucho el dinamismo que le da a su página, la estética tan colorista, las ideas que transmite y la de recursos que comparte. Gracias a su blog he accedido a muchísimas otras páginas interesantes. Dicho esto, paso a contestar las preguntas:

1- Comida preferida en la infancia: Tomates (podía merendar varios), huevos fritos con patatas, sandía (dice mi madre que pasé todo un mes de agosto alimentada por esta fruta)

2. Programa favorito en la niñez: Barrio sesamo (con espinete), candy candy (qué lloreras los domingos) , la familia robinson, un dos tres...

3. Olor que nos recuerda a la niñez: Son muchos y casi siempre relacionados con las tiendas que teníamos alrededor, cuando l'Eixample de Barcelona aún olía a comercio tradicional y madera vieja, y no a diseño. Pasaba las tardes en la farmacia, la tienda de ultramarinos y el estanco, sentada en un taburete, ayudando a colocar en estanterías los productos que llegaban.

4. Cantante de aquel entonces: Enrique y Ana, Parchís, Rafaella Carrá (glups, es lo que tiene criarse con vecinas adolescentes, que se convierte en una petarda)...

Y quiero dedicar mis mimos, por fomentar la unidad y la armonía a:

Obert tota la nit: El blog es un oasis de paz en el que se puede sentir la vida tranquila, hogareña y feliz que llevan. Recientemente lo ha cerrado al público, pero como cuando comencé esta entrada estaba abierto y además es un blog que me encanta, quiero darle un gran mimo.

Red de mar: Indispensable para comprender el puerperio.
Diario de los granjeros: La ilusión y la felicidad en forma de blog.

Las cerezas de pipa: La serenidad del día a día.

Ahora no sé si tengo que ir a esos blogs a decir que he dejado un mimo... Esta entrada es de aprendiz total, jajaja.
Pero sí quiero darle un mimo también, vía blog, a mis compis-ex-compis de trabajo. Porque son momentos duros y nunca está de más un abrazo. El primer blog que abrí fue gracias a la fiebre bloguera que se instaló en la oficina y a raíz de aquella experiencia pude conocer otras facetas de las personas con las que trabajaba.

Las horas vivas
Transhumando por suelo urbano
Cuanto te cuento
Traspaso por mudanza

Comentarios

  1. Muchisimas gracias por el abrazo... hacía falta

    ResponderEliminar
  2. mUchísimas gracias por las hermosas y cálidas palabras que me dedicas :D

    (sí, ahora tienes que avisar a los otros blogs de que los mimastes)

    Un besito :)

    ResponderEliminar
  3. qué haría yo sin tus consejos sobre etiqueta blogera? jajaja!

    ains, a ver si pronto se arregla todo, Berenice.

    ResponderEliminar
  4. Halaaa, qué chachi, nos miman!!! Gracias, Maite!!!

    ResponderEliminar
  5. No sé cómo va esto de la etiqueta social bloguera, pero te mando mi mimo a tí. Porque tu blog es indispensable y tú estupenda.

    besos.
    clau

    ResponderEliminar
  6. Hola Maite!!
    Gracias por el mimo!! estaba el enlace del e-mail que em mandaste un poco raro, y no he caido hasta que he visitado tu blog ;-)
    Gracias por enviarmelo, un cariñoso saludo

    Isa

    ResponderEliminar
  7. HOla llegue a tu blog de pura casualidad.
    me puedo llevar yo tambien este mimo???
    soy de argentina

    ResponderEliminar
  8. ... con una profunda admiración hacia lo que tu hacés, allá y aquí, vía blog, te devuelvo hasta el infinito los abrazos, mimos, besos o lo que quieras compartir.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Otro regalo casero: Cariocas

El segundo de los regalos nos lo sugirió una amiga que los suele regalar como algo habitual. La verdad es que ha sido una idea que nos ha encantado. Tanto, que hemos hecho unas también para practicar en casa.
Tenía unas pelotas sin usar desde hace 17 años (cómo pasa el tiempo). También tenía el cordón, así que compré cintas de colores. También he utilizado unas cuentas de las de hacer collares, para disimular nudos.

Se atraviesan las pelotas y se pasa el cordón. luego se trenza y se deja una parte como asa. Por el otro lado, pasamos las cintas por la cuenta y el cordón también. Atamos y ya está.

Mi amiga nos pasó un tutorial, pero como soy de navegar mucho, al final me basé en este video, donde explica cómo hacer diferentes juegos malabares caseros.



El resultado:




Como hicimos pompones para adornar la anterior y al final no hicieron falta, construimos otras. Dice mi hija que mejor con las de arriba porque pesan más. Así que las vamos a transformar. Haremos las pelotas de sal …

A la caza del cole

En breve se abre el periodo de preinscripción en colegios públicos y concertados y como acada año, muchos padres y madres se ven en la difícil tesitura de elegir, en función de criterios muy personales, cuál es el colegio donde les gustaría que sus hijos recibieran la educación formal.

Es un tema candente cada año, pero éste, en el que por fin me siento a gusto con el colegio donde están mis hijos, me está haciendo reflexionar. En el debate, muchas personas opinan que lo mejor es un centro cercano a casa, que cualquiera es bueno, que el colegio no es determinante de cómo será nuestro hijo, porque lo fundamental será la educación que le demos en casa. Y no seré yo quien esté en contra de esa opinión, todo lo contrario, la búsqueda de un colegio que nos parezca coherente con nuestra forma de ver la educación no lleva asociada una cesión de funciones educativas. Pero como loca buscacoles, he estado revisando mis andanzas estos días.

Se remontan al año 2008, cuando mi hija iba a entrar e…

Regalo para las cuidadoras de mi hijo

Cada año por estas fechas surge el debate de si es necesario regalar algo a las cuidadoras y/o maestras que han estado con nuestros hijos durante el curso. Nosotros hasta ahora hemos hecho regalo cuando se ha acabado un ciclo, pero no es algo que haga por norma. Ha coincidido que al finalizar infantil, tanto el primer como el segundo ciclo, nos ha apetecido hacer regalos a las profes e incluso a las alumnas en prácticas. Y nuestros motivos han sido que les hemos cogido cariño y a la hora de decir adiós hemos querido materializarlo con algo. En algunas ocasiones hemos participado en regalos colectivos:  al finalizar la "guarde" de mi hija hicimos una foto de grupo y luego imprimimos una camiseta para cada niño y para la cuidadora, al finalizar segundo ciclo de infantil, los niños hicieron un dibujo de la profe y con ellos montamos un album digital a modo de libro, con dedicatoria y poema. 
Pero este año no tenía muchas energías para organizar el tema de un regalo colectivo. …