-->

viernes, 23 de marzo de 2012

Nuestra versión de los huevos de Pascua

2


Ayer decidimos hacer en casa una prueba con la decoración de huevos de pascua. Siempre hemos decorado huevos de "mentira", así que era nuestro lanzamiento a los de verdad. 

Primero: encontrar huevos blancos no es tan sencillo como parece y tuvimos que hacer un pequeño tour por el barrio.

Segundo: ¿Los hervimos o los vaciamos? Pues mitad y mitad y así vemos.

De los tres hervidos, sobrevivió sólo uno, los demás se rompieron, así que pasaron a ser acompañamiento en la cena. 

Vaciarlos... vamos a ser sinceras, menudo rollo!!! jejejeje. Cuesta un poco encontrar esa medida en la que los agujeros  son lo suficientemente grandes para dejar pasar la clara y la yema, pero no tanto como para dejar al descubierto el interior. Tímidamente probé con una aguja, luego me pasé a un clip de los gordos. Para facilitar el vaciado, mejor soplar. Casi me quedo sin aire en los pulmones mientras mis hijos me animaban a ratos, se ponían nerviosos a otros... En fin, creo que todas os podéis visualizar la imagen.

Tercero: teñirlos. Esta parte es muy agradecida. En las páginas que visité ponía que la receta era una cucharada de vinagre, tinte y agua hervida y dejada enfriar... bueno, yo probé con agua del grifo, tal cual. Y funcionó muy bien. 

En cuanto al tinte, yo lo compro en el caprabo-Eroski. Vienen los tres colores primarios, con lo que se puede conseguir muchos colores. 

Utilizamos ceras blancas para que hubiese partes sin teñir. 

Cuarto: Rematarlos. Mis hijos cogieron los rotus que lo pintan todo y para esta tarde están deseosos de coger la purpurina. 

Para finalizar, hicimos una cestita de cartulina, que ha quedado bien mona, eh??  De molde utilicé una cesta cuadrada (de ésas del ikea que sirven para poner calcetines) 

Pues nada, esta tarde más, en entremamás. Me voy a vaciar más huevos :D

2 comentarios:

Publicar un comentario